Real Hermandad y Cofradía de Nazarenos de

Nuestro Padre Jesús en la Sagrada Entrada en Jerusalén

y Nuestra Señora de la Estrella

C.I.F.: R4100759B

Nº Registro de Entidades Religiosas 3986-SE/C

Cl. Mellizas 12 y 23

41701  Dos Hermanas         

 955 677 844 

  • Twitter Icono blanco
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de YouTube
  • Nuestro Instagram

Hermandad de la Estrella | Dos Hermanas - Copyright 2018 © -  Derechos de autor reservados

Está prohibida la copia, reproducción, publicación, total o parcial, de la Web ni cualquiera de sus contenidos o tratamiento informático sin autorizacíón previa por su autor.

Muchas gracias por colaborar con nosotros

La Real Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús en la Sagrada Entrada en Jerusalén y Nuestra Señora de la Estrella se funda en la Ciudad de Dos Hermanas el 18 de Enero de 1953, constando en un principio únicamente de la advocación y título de Sagrada Entrada de Jesús en Jerusalén. Su fundación, promovida por el entonces Párroco de Santa María Magdalena, D. José Ruiz Mantero y sus coadjutores D. Juan Núñez Villagrán y D. José María Buces, encuentra decidido apoyo en el ámbito del Magisterio Nacional y maestros de entrañables recuerdos, como D. Juan Mendizábal Coronado, D. Eugenio Martín de las Cuevas y D.

Enrique Díaz Ferreras, que fueron sus más entusiastas colaboradores, reclutando entre sus alumnos lo que en breve sería un apretado y bullicioso ramillete de niños cofrades, que esperan ilusionados hacer su primera estación de penitencia, acompañando a la Imagen de Jesús sentado en su borriquilla en el momento glorioso de su Entrada en Jerusalén.

La primitiva imagen, de pasta de madera, y procedente de la ciudad de Olot, fue venerada en la Capilla del Baptisterio de la citada Parroquia, hasta el año 1961 en el que se sustituyó por la actual, siendo cedida a la incipiente Hermandad de la Borriquita de la vecina ciudad de Alcalá de Guadaira. Dos años antes, en 1959, un grupo de jóvenes, procedentes de la Acción Católica Local, decidieron darle un nuevo y eficaz impulso a la infantil Hermandad, constituyéndola en Hermandad de adultos, para lo que se congregan bajo la advocación de María Santísima de la Estrella, quedando este glorioso título de Nuestra Madre, unido al ya existente de la Sagrada Entrada en Jerusalén.

Acta Fundacional
Paso de Misterio

Entre los más destacados dirigentes, recordamos con gratitud los nombres de Miguel Gil Pachón, primer Hermano Mayor en esta nueva etapa de la Hermandad, y el de José María Gómez Sánchez, verdaderos artífices de lo que hoy es la Hermandad. A ellos se deben las primeras Reglas de esta Corporación, cuyo espiritu continúa aún presente en las actuales, actualizadas según las necesidades de los tiempos y a requerimiento de la Autoridad Eclesiástica. Las Reglas a las que hacemos referencia, fueron rápidamente presentadas y sin dilación, aprobadas " ad experimentum ", en fecha 17 de Mayo de 1960. En este mismo documento se concedía su erección canónica en la Parroquia de Santa María Magdalena de Dos Hermanas, donde reside desde el principio.

Virgen d la Estrella

El día 13 de Diciembre de 1959, fue bendecida la Imagen de Nuestra Señora de la Estrella, en sencilla ceremonia oficiada por el entonces Párroco D. José María Ballesteros Bornes. Haría su Estación de Penitencia al año siguiente, Domingo de Ramos de 1960, luciendo radiante en su modestísimo paso de palio rojo, así como su manto del mismo color, habiendo cambiado en la actualidad palio de malla dorada tan celebrado por todos los que lo ven. La gubia ejecutora fue del escultor alcalareño D. Manuel Pineda Calderón, a quién se debe también la ejecución de la nueva Imagen del Señor, que tallaría posteriormente, recibiendo culto en la misma Capilla del Baptisterio de Santa María Magdalena desde el año 1962 que saldría procesionalmente por primera vez. A él se deben asimismo las Imágenes de San Juan y Santiago apóstoles que acompañan al Señor en su divino Misterio, esculpidas entre 1960 y 1961, como las posteriormente talladas de un niño que aclama al Hijo de David con su rama de olivo y una "ruchita" pequeña que acompaña a la que monta el Maestro. En 1983 se incorpora la imagén de San Pedro, obra del imaginero Francisco Buiza.

La Hermandad se distinguió siempre por su modestia y sencillez, sintiendo una primordial preocupación por potenciar la fraternidad entre sus miembros, no regateando esfuerzos en sus años de existencia para aportar no sólo en su ámbito interno, sino en el concierto de la sociedad local, todo cuanto a su alcance ha estado en el aspecto espiritual y cultural, tratando de demostrar que ambas cuestiones son perfectamente compatibles, necesarias y liberadoras para el hombre actual.